Mermelada de piña y mango con aroma de jengibre

martes, marzo 19, 2013

Ya que se me ha acabado la mermelada de fresa y manzana, hoy voy a experiemtar. El jengibre da un toque muy bueno a los dulces y pensé que podría combinar muy bien en una mermelada de piña y mango, así que, quien dijo miedo.

Pues eso, que la receta de hoy es una mermelada cortita de azúcar y con un toque de jengibre delicioso.





INGREDIENTES (Para 400 g de mermelada)
  • 200 gramos de piña (a ser posible natural y madura, si no, de lata en su jugo)
  • 200 gramos de mango maduro
  • 125 gramos de azúcar
  • El zuma de medio limón
  • Media manzana rallada
  • 1 cucharadita rasa de jengibre molido.

PREPARACIÓN 

1. Sacamos toda la carne del mango y la ponemos en un bol junto a la piña, cortada en daditos pequeños, el azúcar y el jugo de limón. Mezclamos todo bien y lo dejamos macerando toda la noche, tapado y en el frigorífico.

El hecho de usar fruta madura con alto contenido en azúcares naturales (fructosa) nos va a permitir reducir la cantidad de azúcar añadido.

La maceración va a hacer que la fruta suelte líquido por el azúcar  y que se ablande por el limón, lo que facilitará la cocción posterior y su "transformación" en mermelada.

Aspecto de la fruta después de toda la noche

2. Ponemos la fruta en una cacerola que no se pegue, encendemos el fuego fuerte y le añadimos el jengibre. Es la primera vez que uso jengibre en polvo, por lo que no conozco su potencia, así que sólo añadiremos una cucharadita rasa no vaya a ser que nos pasemos.



3. Añadimos la manzana rallada, que va a aportar a la mermelada pectina natural que, llegado el momento hará que la mermelada tome su textura característica.



4. Lo removemos todo bien y cuando alcance la ebullición, lo bajamos a fuego muy suave, para que hierva con un lento borboteo durante unos 50 minutos (lo notaremos porque pierde el líquido sobrante, coge textura de mermelada y su aspecto se vuelve brillante)

Con una espátula de madera iremos deshaciendo los trozos de piña durante la cocción.(si no quieres encontrártelos luego).

5. Esterilizamos los botes en agua hirviendo durante 10 minutos, los rellenamos con la mermelada y los cerraremos para que al enfriar haga "efecto vacío" y cierre herméticamente.




COMENTARIOS

En la mermelada destaca mucho el sabor del mango, la textura de la piña y encaja muy bien el toque de jengibre (que se nota pero no destaca, para los muy forofos, admite algo más de jengibre), no se si puedo esperar a mañana para tomármela con las tostadas...

Poco a poco vamos consiguiendo reducir la cantidad de azúcar añadida a la mermelada, del mitad fruta y mitad azúcar de las recetas tradicionales, hemos pasado ya a 400 gramos de fruta por 125 gramos de azúcar, y aún podremos reducirlo más si seguimos usando fruta madura que contiene muchos azúcares naturales y sustituímos algo de azúcar por zumo de fruta natural (por ejemplo, en esta mermelada hubiera entrado muy bien el zumo de naranja o de manzana), aumentando, por otra parte, el tiempo de cocción.

Esta mermelada aporta unas 200 Kcal por cada 100 gramos, que está muy bien para ser mermelada, destaca por su aporte en fibra alimentaria y vitamina C.

El precio de los 400 gramos es de aproximadamente unos 3,50 €. Tengamos en cuenta que estas frutas son de las más caras que podemos encontrar habitualmente en el mercado

También te gustará

4 Comentarios

  1. Muy buena receta. Aporta elementos nutricionales y fisicoquimicos interesantes.

    ResponderEliminar

Si tienes algo que comentar hazlo libremente, eso si, se respetuoso, especialmente con los usuarios de este blog.
Sería bueno que te identificaras, es muy fácil, escribe tu comentario y en el desplegable ve a la opción nobre/url, elige el nombre que te guste y deja la casilla url en blanco...

Subscribe